El precinto impreso personalizado cada vez va ganando más protagonismo en el entorno comercial. Desde hace un tiempo, el embalaje ya no solamente sirve para proteger el contenido… Ahora se exige mucho más: que sea una forma de potenciar el negocio.

Pero, ¿cómo lo logra este particular elemento sellador de las cajas? En las siguientes líneas te lo contamos, así como sus beneficios.

Precinto impreso, una herramienta más en tu imagen de marca

¿Cuál dirías que es la primera impresión que obtiene un cliente sobre tu marca al recibir un paquete? ¡Bingo! Es la que proporciona el propio embalaje. Pero cuando contienen precinto impreso, no es una simple caja o paquete sino que generan una curiosidad en el cliente que logra fidelizarlos, incluso aunque no se dé cuenta en primera instancia.

Hasta hace un tiempo, las cajas llegaban simplemente a intermediarios. No obstante, desde que se activaron las tiendas en línea, llegan hasta el cliente final. Por eso, si ofreces la compra de tus productos por internet es imprescindible que apuestes por el precinto impreso.

Beneficios del precinto impreso

También quienes realizan la compra de forma presencial son más exigentes con la protección del producto. En especial, desde el origen de la pandemia de Covid-19 el contenido de los paquetes está bien cerrado de forma hermética.

¿Cómo puedes personalizar el precinto impreso? Por supuesto, seguro que ya has pensado en el nombre de tu marca y el logo. Y es muy buena idea, pero si quieres ir más allá también puedes incluir un slogan que saque una sonrisa al cliente. No hay nada como el humor para calar dentro. No olvides utilizar los colores corporativos.

En Improtec apostamos por el precinto impreso personalizado en polipropileno con adhesivo, ideal para toda clase de embalaje. Ponte en contacto con nosotros para solicitar más información sin compromiso.

Contacto